Rivadavia 520 Galeria Cristal 1º Piso-Local 6 - Pico Truncado |    0297 154134189

Otro de los avances relativamente imposibles tiene que ver con la computación que busca explotar las leyes de la cuántica. Se trata de circuitos integrados experimentales que se basan en qubits en lugar de bits, y que abren puertas lógicas para nuevos tipos de algoritmos. Este tipo de computación permitiría resolver problemas y enigmas científicos que hasta hoy resultan de alta complejidad. Explicar el funcionamiento de este tipo de dispositivos no es fácil.

La diferencia esencial tiene que ver con la posibilidad de realizar múltiples tareas en simultáneo. En un vector de tres qubits, la partícula puede tomar ocho valores distintos por la superposición cuántica. Así, permitiría un total de ocho operaciones paralelas. Entre otras cosas, esto significa que el número de operaciones es exponencial con respecto al número de qubits.

Aquí está el punto que explica el interés detrás de esta tecnología: una vez que se resuelvan los principales problemas de hardware, la cantidad de qubits se disparará, y con ello la potencia de procesamiento. Un chip cuántico de 30 qubits equivaldría a un procesador convencional de 10 teraflops, número que deja en ridículo a los CPU de la actualidad. Los usos de las computadoras cuánticas serán más científicos que de consumo, pero todos los humanos se beneficiarán por el avance.

D-Wave es una compañía que ya ha lanzado sus productos cuánticos al mercado, y de hecho Google le encargó varias computadoras para comenzar con sus propias pruebas. La nave espacial tendrá un motor sin combustible, un reactor frío y una PC muy cuántica.

Fuente: Red Users

Dejanos tu comentario

Por favor ingrese su nombre. Por favor ingrese un email valido. Por favor ingrese su comentario.